Amor y romance entre los gays mexicanos

mexican-homosLas relaciones homosexuales masculinas siempre han estado rodeadas de mucha polémica en México. La actitud de los indígenas de cara a la homosexualidad es muy variada y depende de cada etnia. Algunos pueblos la aceptaban y reverenciaban, mientras que otros la rechazaban por completo.

En la colonia se recibió el fuerte influjo del catolicismo, que intentó unificar criterios y rechazó la homosexualidad en todos los órdenes. No fue sino hasta 1871 que las relaciones homoeróticas fueron despenalizadas en México.

A mediados de la década de 1970 los homosexuales mexicanos habían comenzado a organizarse y a hacerse visibles, vinculados sobre todo a movimientos izquierdistas.

Recientemente, los gays han alcanzado importantísimos logros en el reconocimiento de sus derechos. Desde 2015 se permite el matrimonio homosexual en todo el territorio nacional. Sin embargo, aún hoy en día al menos la mitad de la población mexicana se muestra contraria a permitir el matrimonio igualitario, y México es el segundo país del mundo donde se registran más ataques homofóbicos, superado solo por Brasil. En general, podemos afirmar que en la población mexicana se registran niveles de homofobia muy altos. De acuerdo a recientes estudios especializados, al menos un cuarto de los homosexuales mexicanos consultados afirmó haber intentado suicidarse.

En una buena parte de los hombres mexicanos impera todavía el criterio según el cual el señalamiento de homosexualidad recae sobre el miembro pasivo de la relación. El “homosexual” activo, quien asume el papel de “hombre”, sigue siendo visto como varón y no necesariamente como homosexual. Sin embargo, paulatinamente se ha extendido el criterio más anglosajón según el cual ambos participantes, tanto el activo como el pasivo, son definidos como homosexuales.

A pesar de vivir en un entorno hostil, los gays mexicanos han logrado abrirse paso y constituyen una importante comunidad. Desde el punto de vista del marketing, los homosexuales mexicanos representan un mercado con un valor de unos 4.663 millones de dólares. En las grandes ciudades es cada vez más normal ver a parejas gays tomadas de las manos, y se espera que en futuro inmediato el ambiente en general sea más respetuoso hacia estas personas.

FOLLOW US